23
Ene
Ortodoncia

¿Por qué necesito una ortodoncia?

Nunca es tarde para hacerse una ortodoncia. Hoy en día, tanto jóvenes como mayores llevan a cabo tratamientos ortodóncicos para solucionar problemas tanto estéticos como mandibulares o faciales.

Muchas personas piensan que la ortodoncia solo forma parte de la estética dental. Sin embargo, este tipo de tratamientos puede servir como solución a diferentes anomalías como problemas de mordida, desgaste dentario o apiñamiento dental.

¿Qué es la ortodoncia?

La ortodoncia trata de conseguir que los pacientes alcancen un correcto desarrollo y un adecuado crecimiento de sus dientes. Para ello, el odontólogo encargado del tratamiento utiliza diferentes técnicas para corregir las anomalías de dientes y huesos maxilares dependiendo de las características de cada paciente que acude a la clínica dental.

Después del tratamiento de ortodoncia, se consigue un adecuado alineamiento de los dientes normalizando la posición y el tamaño del maxilar. Cuando los dientes están bien encajados, mejora el funcionamiento de los mismos al masticar, prolongando la vida y la salud de la dentadura.

Causas por las que necesito una ortodoncia

Generalmente, se necesita una ortodoncia cuando hay problemas al masticar o al morder debido a la posición de los dientes y la mandíbula. A continuación, destacamos los principales motivos por los que se realizan tratamientos ortodóncicos:

  • Apiñamiento dental

El apiñamiento dental es uno de los motivos más frecuentes por los que los pacientes recurren al dentista para realizar un tratamiento ortodóncico. Consiste en tener los dientes mal colocados o apiñados por falta de espacio en el hueso maxilar, aumentando el índice de caries y provocando desgastes dentarios. Gracias a la ortodoncia, se alinean los dientes mejorando la higiene y la salud de la dentadura.

  • Sobremordida o mordida cruzada

La sobremordida o la mordida cruzada suceden cuando los dientes superiores están desplazados en relación con dientes inferiores produciendo una mala oclusión, causando problemas dentales importantes. Una ortodoncia con brackets en la infancia puede corregir estos problemas de mordida, mientras que a la edad adulta solo los corregirá parcialmente y con dificultades.

  • Espacios interdentales

En ocasiones, los espacios entre los dientes son muy cerrados y no existe separación entre los dientes, impidiendo una correcta higiene dental. Otras veces, el problema surge cuando hay demasiado espacio entre dos dientes. Un tratamiento ortodóncico con carillas dentales puede solventar los problemas de espacios interdentales mejorando la estética dental.

¿Qué tipo de ortodoncia necesito?

Con el avance de las técnicas odontológicas cada vez existen más tipos de ortodoncia para realizar los tratamientos. Elegir un tipo de ortodoncia u otro depende de diversos factores como la necesidad de cada paciente, la estética, la comodidad, la duración y el precio.

Para elegir el tipo de ortodoncia más indicado, el dentista realizará un estudio completo del paciente para valorar su estructura ósea y dental, teniendo siempre en cuenta las necesidades y preferencias del paciente.

Ortodoncia con brackets metálicos

El método más conocido de ortodoncia consiste en la colocación de brackets o piezas metálicas adheridas a los dientes, para fijar y corregir su posición. Los brackets metálicos sirven para cerrar espacios entre los dientes, tratar dientes torcidos o corregir la dentadura.

Las principales ventajas para utilizar brackets metálicos son que el tratamiento es muy preciso y resulta la opción más económica. Su principal desventaja es la estética dental.

Ortodoncia invisible

La ortodoncia invisible u ortodoncia sin brackets es una técnica reciente que consiste en la colocación de unos alineadores trasparentes que apenas son visibles mejorando notablemente la estética dental. Este tipo de ortodoncia logra corregir los mismos problemas que los brackets metálicos.

La ortodoncia invisible se trata de una ortodoncia removible que nos permite quitárnosla en momentos puntuales, facilitando las comidas y la higiene bucodental. Su principal desventaja es el precio, ya que resulta más cara que los brackets metálicos o de zafiro.

Ortodoncia lingual

La ortodoncia lingual es un tipo de tratamiento ortodóncico que consiste en colocar los brackets en la cara interna de los dientes, de modo que queden ocultos. Esta técnica resulta altamente eficaz frente a los brackets metálicos o la ortodoncia invisible.

Esta técnica es cada vez más popular entre los pacientes debido a las ventajas estéticas. Sin embargo, tiene otros inconvenientes como la duración prolongada del tratamiento o la incomodidad del roce de los brackets con la lengua. Además, esta técnica es muy sofisticada y el coste es mayor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *